1.-INTRODUCCIÓN.-

Nueva exposición del artículo editado en mi anterior blog con fecha del 19-09-2010, donde trato de actualizar el sistema español de interrelaciones entre los entornos científico, tecnológico y empresarial, exponiendo su complejidad y novedades introducidas desde entonces,

La incidencia que la tecnología y la innovación tienen en la competitividad y en el desarrollo económico es algo que en la actualidad está ampliamente reconocido. Como también lo está la necesidad de contar con adecuados sistemas de ciencia, tecnología y empresa que posibiliten un uso más eficiente de los recursos. Todos los gobiernos tienen entre sus prioridades fomentar y potenciar estas actividades y posibilitar el funcionamiento más eficaz del sistema.

Proximamente editaré un post, donde daré una serie de recomendaciones mías y de otros , para mejorar los sistemas de innovación científica+tecnológica+empresarial , potenciando las interrelaciones entre el mundo de la innovación y su aaplicación a las empresas y sus necesidades , amén de aumentar las posibilidades de incorporar talentos y conocimiento a nuestros subsisyemas del SITEC, que a continuación expongo.

Recomiendo la lectura de dos artículos más que conforman una trilogía sobre el actual SICTE,a saber:

2.-EL SISTEMA NACIONAL CIENTÍFICO-TECNOLÓGICO-EMPRESA.-

En las relaciones entre economía y tecnología el llamado SISTEMA DE INNOVACIÓN  CIENTÍFICO-TECNOLÓGICO-EMPRESA (SICTE o CTE) tiene una influencia decisiva en el desarrollo y en la articulación económica del país y las regiones-El SICTE se define como un conjunto de elementos y estructuras que asumen funciones especificas en el proceso de producción, transmisión y almacenamiento de conocimientos, y se caracteriza por su capacidad de interacción, mediante la articulación de sus subsistemas para la producción de conocimientos y para su difusión y utilización.

En España , la ciencia y la tecnología se entienden  como el conjunto de políticas, planes y programas llevados a cabo por el Ministerio de Educación y Ciencia y otros organismos orientadas a la investigación, desarrollo e innovación (I+D+i) , así como las infraestructuras e instalaciones científicas y tecnológicas españolas.

Antes de continuar les recomiendo la lectura del post titulado: “Conocimiento, tecnología e innovación”, donde encontraran una represenración power point  que sirve para explicar  el proceso de la innovación, a saber:

Derrama proceso_innovacion

El actual Sistema español de ciencia, tecnología y empresa se configura como tal tras la aprobación de la denominada Ley de la Ciencia de 1986. Ley que, entre sus objetivos fundamentales, perseguía una mayor y mejor coordinación entre los distintos agentes del sistema. En este sentido, la Ley incidía en el papel de los Organismos Públicos de Investigación (OPIs), especialmente en el del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, y en las relaciones de unos y otros con las empresas.

El SISTEMA ESPAÑOL DE CIENCIA, TECNOLOGÍA Y EMPRESA -CTE-engloba a todas las instituciones y organismos de titularidad pública o privada dedicados a la generación de conocimiento mediante la investigación y el desarrollo y/o la utilización de éste en el ámbito productivo, así como al conjunto de reglas, normas, tradiciones, etc., que en relación en estas materias imperan en la sociedad.

3.- LOS ENTORNOS DEL SICTE.-

Se considera, además, que los elementos o subsistemas del SICTE se agrupan, de acuerdo con su actividad principal, dentro del proceso de innovación, en una serie de entornos:

  • Entorno científico, en el que mayoritariamente se producen conocimientos científicos
  • Entorno tecnológico, en el que se desarrollan las tecnologías y se produce bienes y servicios aportando un valor añadido.
  • Entorno financiero, que ofrece recursos financieros a los demás entornos para el desarrollo de sus respectivas actividades.
  • Entorno de los usuarios o demandantes, formado por las empresas y organizaciones que finalmente demandan productos o servicios que incorporan tecnología.

La capacidad de interacción de un SICTE es particularmente importante para formar realmente un sistema de innovación, debiéndose promover las relaciones con las pequeñas y medianas empresas (PYMES ) mediante  instrumentos de política científica y tecnológica propiciadas por entidades capaces de lograr una comunicación fluida entre los diversos subsistemas del SICTE.

Estas entidades se conocen como estructuras de interfaz y son las dedicadas a dinamizar, dentro de un área o entorno de influencia, los elementos de dicha área, formulando las relaciones entre ellos en materia de innovación tecnológica. Estas estructuras de interfaz se integran en una serie de grupos según sea su entorno científico, tecnológico o financiero..

4.-REPRESENTACIONES DEL SICTE EN SU COMPLEJIDAD.-

A pesar de que el Sistema  español de ciencia-tecnología-empresa CTE está compuesto por una estructura compleja de entidades, éste puede ser clasificado desde un punto organizativo en cuatro grandes categorías de entidades en atención a la naturaleza, objetivos y funciones de cada una de ellas.

Se representa su complejidad  por medio de diapositivas power point con dos esquemas de agrupaciones e interrelaciones, considerando todos los agentes que actúan en el entorno de la innovación tecnológica, tanto en su función oferente, difusora o demandante de conocimiento tecnológico.

Descarga esquema_CTE

En el segundo esquema se hace mayor hincapié en la utilización del ciclo PDCA resaltando las fases de transmisión del conocimiento tácito y explicito, a saber:

  • Investigación básica a ejecutarse en las estructuras científicas con sus universidades y agrupaciones OPIs
  • Desarrollo tecnológico a realizarse en las infraestructuras tecnológicas con sus centros y parques tecnológicos y demás instituciones.
  • Aplicación y comprobación y a veces desarrollo, en el tejido empresarial con sus departamentos de I+D+i y asociaciones empresariales y clústers .
  • Difusión por medio de los Agentes del conocimiento con sus firmas de consultoría , formación y servicios informáticos, junto a los clásicos medios de comunicación escrita y hablada

Es evidente la retroalimentación y crecimiento sobre la tecnología de que se trate , lo cual ira originando sinergias  e interrelaciones del conocimiento sobre la misma, hasta que surjan nuevas ideas que acabaran cerrando la espiral del conocimiento volviendo a empezar otro ciclo PDCA de la transmisión del conocimiento para mejora de la competitividad.

En el gráfico se representa al SISTEMA NACIONAL DE INNOVACIÓN DE LA CIENCIA-TECNOLOGÍA-EMPRESA. En primer lugar se debe  tener muy presente que al formar España parte de la Comunidad Europea debemos seguir sus directrices en cuanto a la política comunitaria de innovación científica y desarrollo tecnológico, la cual viene siendo oficialmente  estipulada desde 1974, alcanzando su pleno desarrollo a partir de 1987 y especialmente en el Tratado de la Unión de 1984, donde  se estableció la política industrial y de desarrollo tecnológico para cubrir el desfase tecnológico con U.S.A. y Japón prioritariamente.

Descarga modulo-CTE

También se adjunta una tercera representación que se visualiza en forma de puzzle de interrelaciones del SICTE,  de manera que  sirve para representar la complejidad del sistema CTE tratando de interpretar el puzzle de interrelación entre los diversos subsistemas y las políticas y planes de acción para el desarrollo y difusión del conocimiento tecnológico.

Descarga puzzle_CTE

Son numerosos los organismos que intervienen en la organización de la innovación tecnológica a nivel de la Comunidad Europea, de administraciones estatales y de las propias Comunidades Autonómicas

5.-AGENTES, SUBSISTEMAS O ELEMENTOS DEL CTE.-

Como agentes, subsistemas o elementos del CTE: SISTEMA ESPAÑOL CIENCIA-TECNOLOGÍA-EMPRESA,  se distinguen cuatro elementos claramente diferenciados: empresas con su tejido empresarial formado por asociaciones y agrupaciones empresariales y por supuesto las propias empresas, administraciones públicas, la infraestructura científica o sistema público de investigación y desarrollo: I+D e infraestructuras de soporte.

A estos cuatro elementos habría que añadir otros que estarían formados por lo que se denomina entorno, es decir, el conjunto de instituciones que tienen existencia propia al margen de la innovación pero cuyo desarrollo y regulación inciden en el proceso innovador, tal es el caso del sistema educativo o del sistema financiero, además consideraremos los agentes del conocimiento, dedicados a la difusión y formación de la innovación tecnológica y estructural en las empresas, y las instituciones sin ánimo de lucro

5.1.-Empresas.-

Como Sector Privado las empresas son uno de los elementos fundamentales del sistema, ya que uno de los fines que persigue éste es servirlas, fortalecerlas y mejorar su capacidad y posición competidora. Este grupo de entidades, bien de forma individual o colectiva (asociaciones, cámaras de comercio, etc.), desempeñan un papel activo del sistema, no limitándose a ser meros receptores de las políticas de apoyo al I+D+I de las Administraciones Públicas.

Las empresas son un elemento fundamental, no sólo porque son las que realmente innovan sino también por la importancia de sus relaciones con el sistema público de I+D. En este sentido, hay que destacar que el sistema público debe tener en cuenta las capacidades del tejido empresarial y sus necesidades en materia de innovación.

Por su parte, las empresas, además de aportar recursos financieros, deben trasladar sus necesidades a los generadores de ciencia y tecnología para que éstos puedan orientar sus trabajos en la búsqueda de soluciones.

Aumentar el número de empresas españolas que lleven a cabo desarrollos tecnológicos de manera sistemática y lograr un mayor aprovechamiento de los resultados de la I+D por parte de las empresas es uno de los objetivos estratégicos del Plan Nacional de I+D+I, que más adelante mencionaremos..

5.2.-Administraciones públicas.-

En la actualidad, una de las funciones más importantes que realizan las administraciones públicas de los países europeos en el marco de sus respectivos sistemas de ciencia y tecnología es la de apoyar activamente el proceso de innovación tecnológica.

Entre las principales justificaciones de este apoyo público a la innovación está su carácter de bien público y el riesgo inherente que conlleva todo proceso de investigación. En este sentido las administraciones públicas deben incentivar a las empresas a alcanzar el nivel óptimo de inversión en I+D+I, en función de su propio beneficio y de las externalidades que se generarán para el resto del sistema económico.

El importante papel de las administraciones públicas se materializa en los siguientes puntos: estimular el papel de las empresas; proporcionar el marco jurídico y macro-económico que permita una mayor coordinación de las tareas científico-tecnológicas de los sectores público y privado; y crear entidades instrumentales que dinamicen dicho marco.

En el caso español, bajo la denominación de ADMINISTRACIONES PÚBLICAS como elemento del sistema de ciencia y tecnología se incluye el conjunto de organismos públicos, estatales, autonómicos, locales y europeos que, mediante la oportuna legislación, persiguen la promoción de la innovación tecnológica como una vía para la búsqueda de un mayor bienestar social, manteniendo o mejorando la capacidad y posición competitiva de las empresas.

Desde la reestructuración ministerial de abril de 2000, el MINISTERIO DE CIENCIA Y TECNOLOGÍA (MCYT) es el órgano de la Administración General del Estado encargado de la coordinación de la política científica y tecnológica, coordinación que se estipula en el Plan Nacional de I+D+I.

Para reforzar esta política de integración ha sido necesaria una adaptación del entorno institucional. Así, se adscribieron al nuevo Ministerio importantes órganos de coordinación y evaluación. En este aspecto cabe destacar la Comisión Interministerial de Ciencia y Tecnología (CICYT) y la Agencia Nacional de Evaluación y Prospectiva (ANEP).

La COMISIÓN INTERMINISTERIAL DE CIENCIA Y TECNOLOGÍA  CICYT, es el órgano principal en materia de política científica y tecnológica, tiene encomendada la planificación, elaboración, coordinación y seguimiento del Plan Nacional de I+D+I.  . En el post que seguidamente indico les recomiendo la lectura : “El plan nacional de investigación cientifica, desarrollo e innovación tecnológica , donde se desarrolla un resumen de su definición, principios, objetivos, áreas, programas de trabajo y líneas instrumentales de actuacíón, así como sus sistemas de evaluación

La CICYT está presidida por Presidencia del Gobierno y compuesta por los ministerios implicados en la política científica y tecnológica: Ministerio de Educación y Ciencia, Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación, Ministerio de Economía y Hacienda, Ministerio de Defensa, Ministerio de Sanidad y Consumo, Ministerio de Medioambiente, Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales.

La CICYT es asistida por dos consejos:

  1. Consejo asesor para la Ciencia y la Tecnología. Es el órgano consultivo de la CICYT para promover la participación de la comunidad científica y de los agentes económicos y sociales en la elaboración, seguimiento y evaluación de la política de I+D+I. En este consejo están representados todos los agentes ejecutores.
  2. Consejo General de la Ciencia y la Tecnología. Es el órgano consultivo de la CICYT para de las diferentes Comunidades Autónomas entre sí, y de éstas con la Administración del Estado, y que cuenta con promover la coordinación de los representantes de todas las Comunidades Autónomas.

Para facilitar la tarea de liderar el desarrollo y ejecución de las políticas de I+D+I, la CICYT ha delegado sus competencias en el MINISTERIO DE EDUCACIÓN Y CIENCIA (MEC), el cual es el organismo encargado de gestionar las políticas de investigación, desarrollo e innovación

Asimismo, España ha desarrollado una ESTRATEGIA NACIONAL EN CIENCIA Y TECNOLOGÍA: ENCYT, con el objetivo de que España se sitúe en una posición de vanguardia tanto en la producción de nuevo conocimiento, como en la capacidad de utilizarlo para garantizar el crecimiento económico, la sostenibilidad ambiental y la mejora del bienestar de los ciudadanos, es fundamental una apuesta por la innovación y la educación para su impulso.

La Estrategia Nacional de Ciencia y Tecnología (ENCYT) es un documento de posición elaborado con la participación de los actores del sistema español de Ciencia y Tecnología, en el que se recogen los grandes principios y objetivos generales que han de regir las políticas de ciencia y tecnología, tanto nacionales como regionales , en el horizonte temporal 2007-2015.

La iniciativa de la elaboración de esta estrategia surge como resultado de la experiencia de los sucesivos Planes Nacionales desarrollados hasta el momento y de los resultados de la iniciativa INGENIO 2010 que ha supuesto un impulso importante a la ciencia y la tecnología en España.

Para ello es necesaria una planificación y programación, con un sistema de seguimiento y evaluación, un incremento presupuestario y un sistema de gobernanza, basados en una visión estratégica de la política de ciencia y tecnología. A partir de esta visión, ha sido posible definir la Estrategia Nacional en Ciencia y Tecnología (ENCYT) que recoge las líneas básicas de la política científica española y servirá como base para los futuros Planes nacionales y regionales de I+D.

Los principios básicos por los que se rige esta Estrategia son:

  • Poner la I+D+I al servicio de la ciudadanía, del bienestar social y de un desarrollo sostenible, con plena e igual incorporación de la mujer.
  • Hacer de la I+D+I un factor de mejora de la competitividad empresarial.
  • Reconocer y promover la I+D como un elemento esencial para la generación de nuevos conocimientos.

A través de estos principios se pretenden lograr los siguientes objetivos:

  • Situar a España en la vanguardia del conocimiento.
  • Promover un tejido empresarial altamente competitivo.
  • Integrar los ámbitos regionales en el Sistema de Ciencia y Tecnología.
  • Potenciar la dimensión internacional del Sistema de Ciencia y Tecnología.
  • Disponer de un entorno favorable a la inversión en I+D+I.
  • Disponer de las condiciones adecuadas para la difusión de la ciencia y la tecnología.

5.2.1.-FUNDACIONES.-

Las fundaciones son entidades sin ánimo de lucro creadas por el sector público o por el sector privado y representan una pieza clave como elemento de interrelación o intermediario entre la oferta y la demanda de I+D+I del sistema de ciencia, tecnología y empresa y su número no ha dejado de crecer en los últimos años.

De entre las fundaciones del sistema español de ciencia y tecnología e innovación dependientes del Ministerio de Ciencia e Innovación, cabe destacar:

  • La FUNDACIÓN ESPAÑOLA PARA LA CIENCIA Y LA TECNOLOGÍA (FECYT)
  • La FUNDACIÓN PARA EL DESARROLLO DE LA INVESTIGACIÓN EN GENÓMICA Y PROTEÓMICA (GENOMA ESPAÑA).

La FETIC, fue creada por acuerdo de Consejo de Ministros en abril de 2001 a iniciativa del MCYT, y opera como una entidad sin ánimo de lucro y con autonomía funcional. Una meta estratégica de la FECYT es la de convertirse en el referente de las métricas de ciencia e innovación del país.

A través del OBSERVATORIO ESPAÑOL DE LA INNOVACIÓN Y EL CONOCIMIENTO, ICONO, se recoge información para la construcción de métricas y la oferta de servicios de valor añadido a los diferentes agentes del SISTEMA ESPAÑOL DE CIENCIA-TECNOLOGÍA-EMPRESA (SECTE).

Este observatorio permite al MICINN realizar el seguimiento de sus políticas, sirviendo al tiempo de plataforma permanente de análisis, seguimiento y prospectiva en materia de ciencia e innovación, y aportando estudios, generales y sectoriales, que identifiquen las necesidades y déficits existentes en el Sistema Español de Ciencia-Tecnología-Empresa. La actividad del Observatorio ICONO está ligada al Vector Estratégico Integrar y Medir.

Bajo el tutelaje del MEC,  la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT) desarrolla sus actividades encaminadas a contribuir a la identificación de oportunidades y necesidades del Sistema Español de Ciencia y Tecnología, a la vez que propone formas de actuación a los agentes de este sistema.

FECYT es la entidad encargada de coordinar la creación de la RED ESPAÑOLA DE CENTROS DE MOVILIDAD, iniciativa europea para facilitar la movilidad de investigadores en Europa, ofreciéndoles información sobre ofertas de trabajo, distintos aspectos de vida, trabajo y cultura en los distintos países europeos.

La AGENCIA NACIONAL DE EVALUACIÓN Y PROSPECTIVA (ANEP) es una unidad dependiente de la Dirección General de Investigación Científica y Técnica, dentro de la Secretaría General de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Secretaría de Estado de Investigación, Desarrollo e Innovación, del Ministerio de Economía y Competitividad.

Por lo que respecta a la ANEP, hay que destacar que con el paso del tiempo ha ido ganando en prestigio y credibilidad, reforzando su papel dentro del sistema de investigación e innovación y consiguiendo que la evaluación se haya convertido en una práctica habitual para el logro de una mayor calidad científica. Fue creada por la Ley de la Ciencia en 1986 como instrumento de apoyo a la CICYT y desde julio de 2000 está adscrita a la Secretaría de Estado de Política Científica y Tecnológica del Ministerio de Ciencia y Tecnología.

5.2.2.-ORGANISMOS DE  I+D+i  EN LAS AUTONOMÍAS.-

En el ámbito autonómico, las comunidades autonómicas CC.AA. también han impulsado normas destinadas al fomento y coordinación de la investigación científica y técnica, que en unos casos han tenido rango de Ley y en otros caracteres reglamentarios. Todas las CC.AA. han aprobado ya algún tipo de norma en esta materia, tanto de contenido material como de naturaleza organizativa y todas cuentan con planes específicos de investigación y/o con organismos dedicados a potenciar la investigación (Instituto Tecnológico de Aragón, Consejo Asesor de Investigación y Desarrollo Tecnológico de Galicia, Red Vasca de Tecnología, entre otros).

Las relaciones en materia de Ciencia y Tecnología entre la Administración General del Estado y el conjunto de las Comunidades Autónomas, muestran una fortaleza e importancia crecientes con el tiempo. A la participación de las Comunidades Autónomas en los órganos de asesoramiento de la COMISIÓN INTERMINISTERIAL DE CIENCIA Y TECNOLOGÍA (CICYT), mediante el CONSEJO GENERAL DE LA CIENCIA Y LA TECNOLOGÍA, se ha añadido la utilización de mecanismos de opinión directa, mediante la participación activa en Grupos de Trabajo de Directores Generales para la elaboración del Plan Nacional y mediante la creación de la Conferencia Sectorial de las Consejerías con competencias en el fomento de I+D+I con el MINISTERIO DE CIENCIA E INNOVACIÓN(MICINN).

Bilateralmente, con cada Comunidad Autónoma el Ministerio ha firmado acuerdos de cooperación y colaboración en materia de Ciencia y Tecnología, para el desarrollo armonizado de las prioridades del Plan Nacional de I+D+I con las de los CORRESPONDIENTES PLANES REGIONALES DE INVESTIGACIÓN E INNOVACIÓN.

5.3.-Sistema público de I+D.-

Las administraciones públicas, además de proporcionar un adecuado marco para la I+D+i, también intervienen en el sistema realizando directamente actividades de I+D. Esta actividad se desarrolla a través de una serie de organismos que desarrollan o contribuyen a desarrollar actividades relacionadas con la investigación y el desarrollo.

El SISTEMA PÚBLICO ESPAÑOL DE I+D, está constituido por todas las instituciones y organismos de titularidad pública dedicados a la generación de conocimiento mediante la investigación y el desarrollo. Esta definición engloba principalmente a las universidades, y  asimismo, se incluyen las instituciones privadas sin fines de lucro que acceden a subvenciones públicas en igualdad de condiciones con los organismos públicos de investigación, aunque con un papel mucho menos significativo.

El papel de las universidades en el sistema español de ciencia y tecnología es fundamental tanto por su actividad docente como por su actividad investigadora y de desarrollo y transferencia de tecnología. La universidad es uno de los principales recursos investigadores en España.

5.3.1..- ORGANISMOS PÚBLICOS DE INVESTIGACIÓN (OPIS).-

Los Organismos públicos de Investigación (OPIS) llevan a cabo una gran parte de las actividades de I+D+i que se financian con fondos públicos y suelen gestionar algunos de los programas que se incluyen en los Planes Nacionales.

Los OPIs son instituciones de investigación de carácter público y de ámbito nacional que, junto con las Universidades, forman el núcleo básico del sistema público de investigación científica y desarrollo tecnológico español, ya que ejecutan la mayor parte de las actividades programadas en el Plan Nacional de Investigación Científica, Desarrollo e Innovación Tecnológica. El OPI de mayor relevancia en el sistema español es el CONSEJO DE SUPERIOR DE INVESTIGACIONES CIENTÍFICAS (CSIC).

5.3.2.-INSTITUCIONES PRIVADAS SIN FINES DE LUCRO (IPSFL).-

Existe un conjunto de fundaciones que han desarrollado una importante labor en las temáticas de investigación científica, desarrollo tecnológico e innovación. Estas fundaciones actúan como plataforma de encuentro, análisis y debate inter-disciplinar e intersectorial, también impulsan la divulgación del conocimiento en materia de ciencia y tecnología, fomentando una cultura científica y tecnológica entre los ciudadanos.

Muchas de ellas están implicadas en la RED EUROPEA DE CENTROS DE MOVILIDAD (EURAXESS) tiene por objeto proporcionar información y asesoramiento a los investigadores/as que se desplazan hacia/desde/dentro de Europa, sin distinción de nacionalidad ni del tipo de programa a través del que lo hagan, con el fin de ayudarles a superar las barreras a la movilidad.

  • Si es un investigador español que va a desplazarse fuera de nuestro país, puede acceder a los puntos de contacto a través del Portal Europeo de Movilidad.
  • Si es un investigador extranjero que viene a España o un investigador español que retorna encontrará un “centro de movilidad” en cada Comunidad Autónoma.

5.4.-Infraestructuras de soporte a la innovación.-

Bajo esta denominación se aglutina una gran heterogeneidad de entidades cuya relevancia en la esfera científica y tecnológica ha sido, tradicionalmente, residual debido su pequeño tamaño en relación con el resto.  Sin embargo, la importancia de estas entidades es cada vez mayor, sobre todo cuando las empresas no son de grandes dimensiones y están concentradas en sectores tradicionales, como es el caso español. Por ello, el fomento de estas infraestructuras es un elemento cada vez más importante de las políticas de I+D+I. Se pueden clasificar en:

  • Fundaciones Universidad-Empresa (FUE)
  • Centros tecnológicos
  • Parques tecnológicos
  • Asociaciones de investigación
  • Grandes instalaciones científicas (ICTS)
  • Centros de innovación y tecnología.
  • Centros de europeos de empresas e innovación.
  • Oficinas de transferencia de resultados de la investigación (OTT/OTRI)
  • Laboratorios de ensayo y medida
  • Organismos y agencias de fomento de la innovación: CDTI , OEPM

5.4.1.-FUNDACIONES UNIVERSIDAD EMPRESA (FUE).-

Las Fundaciones Universidad-Empresa (FUE) son organizaciones de carácter privado y sin ánimo de lucro, creadas de forma conjunta por las universidades y las cámaras de comercio para atender a todos los retos y oportunidades que se planteasen en la relación entre ambas instituciones y los colectivos a los que aglutinan cada una de ellas..

A citar la importancia de UNINVEST como sociedad gestora de entidades de capital riesgo creada para potenciar la Transferencia de Conocimiento desde centros públicos de investigación a la sociedad a través de la creación de empresas.

La entidad participa en el capital de numerosas empresas de los sectores biotecnológico, agroalimentario, clínico, nuevos materiales o TIC. Todas ellas caracterizadas por ser altamente innovadoras y tener un gran potencial de negocio.

5.4.2.-LOS CENTROS TECNOLÓGICOS.-

Estas organizaciones son reconocidas por el Plan Nacional de Investigación Científica, Desarrollo e Innovación Tecnológica 2000-2003 con competencia para desempeñar esa actividad y lograr que las empresas extraigan el mayor rendimiento posible de los recursos científicos y tecnológicos disponibles para mejorar su competitividad.

Estos recursos son generados en muchas ocasiones por los propios centros tecnológicos especializados en los diversos sectores industriales o en tecnologías horizontales como las tecnologías de la información y las comunicaciones o el medio ambiente.  La infraestructura y las relaciones de los centros tecnológicos facilitan la internacionalización de las empresas, especialmente las Pymes.

5.4.3.-LOS PARQUES TECNOLÓGICOS.-

La ASOCIACIÓN DE PARQUES CIENTÍFICOS Y TECNOLÓGICOS DE ESPAÑA: APTE  es una pieza clave del Sistema de Ciencia – Tecnología – Empresa de España. Sus miembros son parques científicos y tecnológicos que están ubicados en 17 comunidades autónomas diferentes. Cada día más, las empresas e instituciones que en ellos se ubican son el mejor referente del sistema de innovación español.

La diversidad de los promotores de estos parques (comunidades autónomas, ayuntamientos, universidades, empresas privadas y públicas) hacen que la APTE sea una red de la innovación que trabaja en red.

APTE y UNINVEST apoyarán el desarrollo de EBTS en parques científicos y tecnológicos. Ambas entidades han firmado un convenio de colaboración que permitirá generar procesos de inversión por parte de Uninvest en empresas de base tecnológica en el entorno de los parques científicos y tecnológicos miembros de APTE.

El acuerdo tiene como objetivo apoyar la creación y aceleración de empresas basadas en el conocimiento y con un alto potencial de crecimiento a través del apoyo inversor de UNINVEST.

La colaboración entre ambas entidades se centrará principalmente en EMPRESAS DE BASE TECNOLÓGICA (EBTS) ubicadas en los parques miembros de APTE. La Asociación contribuirá al acuerdo llevando a cabo una selección de empresas de base tecnológica entre las entidades ubicadas en los parques miembros de la APTE que propondrá por su idoneidad  para que UNINVEST evalúe su potencial en procesos de inversión. Asimismo APTE proporcionará información sobre proyecto empresariales que estén en fase de conceptualización o que aún no se hayan desarrollado, en el entorno de los parques.

Por su parte, UNINVEST se compromete a evaluar las propuestas de EBTs que sean presentadas por APTE, y aquellas que resulten evaluadas positivamente podrán participar en procesos de inversión que gestiona la firma de capital riesgo o en rondas de financiación, además de proporcionar asesoramiento especializado y colaboración con los proyectos empresariales seleccionados para que alcancen sus objetivos y evaluación de proyectos que estén en proceso de incubación.

5.4.4.-LAS GRANDES INSTALACIONES CIENTÍFICAS Y TECNOLÓGICAS SINGULARES (ICTS).-

Son instalaciones únicas o excepcionales. Su coste de inversión y/o mantenimiento es relativamente elevado en relación al presupuesto de inversiones en I+D en su área de actividad. Su importancia y carácter estratégico en I+D justifican su accesibilidad a todo el colectivo de I+D y a la sociedad en su conjunto.

5.4.5.-LOS CENTROS DE INNOVACIÓN Y TECNOLOGÍA.-

Son aquellos conjuntos de empresas instaladas en un recinto urbanístico común como infraestructura de promoción y apoyo para la consolidación de nuevas iniciativas empresariales a poder ser basadas en desarrollos tecnológicos innovadores.

5.4.6.-LOS LABORATORIOS DE ENSAYO Y MEDIDA.-

Se dispone en las Comunidades Autonómicas de diversos  laboratorios de ensayos  y mediciones, siendo entidades de carácter privado, con personalidad jurídica propia y sin animo de lucro, con la finalidad de establecer la conformidad solicitada con carácter voluntario, de una determinada empresa, productos, proceso, servicio o persona a los requisitos definidos en normas o especificaciones técnicas.

5.4.7.-ORGANISMOS DE FOMENTO DE LA INNOVACIÓN.-

Se trata de instituciones que tienen como una de sus misiones fundamentales la de favorecer la transferencia de los resultados de la actividad investigadora al sistema productivo de facultar a las empresas para que realicen una adecuada asimilación de los resultados. Tienen personalidad jurídica propia y sin ánimo  de lucro y realizan actividades relacionas con la transferencia de conocimientos y aplicaciones tecnológicas, promoción de la innovación y formación de investigadores y tecnologías y su incorporación al mundo profesional

Los organismos y agencias de fomento de la innovación son organizaciones dependientes de las administraciones que se constituyen en instrumentos de ejecución de las acciones facilitadoras de las mismas. Estas entidades, a pesar de ostentar diferentes personalidades jurídicas, son mayoritariamente de titularidad pública. Algunos ejemplos a escala estatal son la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM)   y el Centro de Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) , en el ámbito autonómico y local las Agencias de Desarrollo Regional y Local.

5.4.8.-OFICINAS DE TRANSFERENCIA DE RESULTADOS DE INVESTIGACIÓN (OTRI).-

Las OTRIs son intermediarios en el sistema ciencia-tecnología-empresa, cuya misión fundamental consiste en dinamizar las relaciones entre los agentes del sistema. Para ello las OTRIs se dedican a identificar las necesidades tecnológicas de los sectores socioeconómicos y a favorecer la transferencia de tecnología entre el sector público y el privado, contribuyendo así a la aplicación y comercialización de los resultados de la I+D generada en las universidades y centros públicos de investigación.

5.4.9.-CENTRO PARA EL DESARROLLO TECNOLÓGICO INDUSTRIAL (CDTI).-

La misión del CDTI es aumentar  la competitividad de las empresas españolas incrementando su nivel tecnológico, con un modelo basado en la demanda empresarial y con un enfoque tecnológico horizontal con criterios de excelencia técnica.

En el ámbito nacional, evalúa y gestiona la financiación proyectos empresariales de I+D+i. ofrece programas de apoyo a la creación y consolidación de empresas de base tecnológica.

En el ámbito internacional, gestiona y promueve la participación de empresas españolas en programas de cooperación tecnológica, como el Programa Marco de I+D de la Unión Europea, EUREKA, IBEROEKA y los Programas Bilaterales.

Asimismo, el CDTI gestiona los retornos  industriales asociados a la participación española en grandes instalaciones científicas internacionales. En el ámbito del Espacio y la Aeronáutica, gestiona sus Planes Estratégicos. Ello implica tareas de evaluación y financiación de proyectos de I+D+i y la gestión de la participación de empresas españolas en programas internacionales. El CDTI es el responsable de la representación de España en la Agencia Espacial Europea (ESA).

5.5.-Instituciones sin ánimo de lucro.-

Estos agentes constituyen otro de los ejes del sistema de Ciencia y Tecnología y son de tres tipos:

5.5.1.-LOS PARQUES CIENTÍFICOS Y TECNOLÓGICOS.-

Son infraestructuras que sirven como polo de desarrollo industrial donde surgen pequeñas y medianas empresas tecnológicamente innovadoras y empresas nacidas de la Universidad.

5.5.2.-LOS CENTROS  SECTORIALES DE INNOVACIÓN Y CENTROS DE APOYO A LA INNOVACIÓN TECNOLÓGICA.-

Proveen a las empresas de su entorno de servicios de I+D+i y sirven de plataforma de apoyo de las empresas generando y facilitando la explotación de conocimiento tecnológico. Son aquellas entidades  normalmente ubicadas en las respectivas Comunidades Autonómicas sin fines lucrativos y de carácter privado, cuyo objetivo sea la generación y el desarrollo de tecnología propia, así como la transferencia y difusión de la misma con carácter multisectorial o a un sector empresarial determinado.

La finalidad general de los centros sectoriales de investigación es la de

  • Asistir y colaborar con las empresas en la asistencia técnica en mejora de productos y procesos, así como en su gestión empresarial.
  • Ofrecer información tecnológica sobre nuevos productos, servicios, procesos, y métodos de gestión que afecten a las empresas del sector, así como información de mercados y diseño a lo que el centro tiene acceso.
  • Detectar las necesidades tecnológicas del sector de que se trate y proponer a las empresas proyectos conjuntos de investigación y/o desarrollo tecnológico que ellas por si mismas, generalmente por el volumen de inversión necesario no puedan acometer.
  • Asesorar en materia de calidad, divulgando normativas y reglamentos, así como planes de calidad y otras subvenciones a las que se puedan acoger las empresas miembros del centro. Ademas contemplan  la tarea  de aseguramiento de la calidad de ensayos y certificaciones realizadas en el laboratorio.
  • Realizar proyectos de investigación y desarrollo tecnológico en colaboración con otros centros regionales o nacionales.
  • Ayudar a las empresas -miembro en los procesos  de normalización, homologaciones y certificación de productos y procesos. En todos los centros se dispone de un laboratorio de ensayos que permita obtener su propio estandar de calidad o una marca de calidad reconocida, realizando la necesaria labor de autocontrol.

5.5.3.- ORGANISMOS INTERMEDIOS DE INNOVACIÓN.-

También existen  organismos intermedios de innovación , y por último, los CENTROS EUROPEOS DE EMPRESAS E INNOVACIÓN , que ofrecen a promotores y empresarios cobertura y asesoría integral, compuesta por una completa gama de apoyos, ayudas y servicios, necesarios para la preparación y el éxito de sus nuevas actividades.

5.6.-Agentes del conocimiento.-

En este subsistema estarán todas las empresas de capital privado dedicadas a la formación de directivos, consultorías, asesorías y soporte tecnológico, enseñanza de nuevas tecnologías de gestión empresarial, servicios informáticos, prensa especializada y organismos integradores de las demandas tecnológicas.

Estas organizaciones empresariales no solo actúan como aglutinadores de las necesidades de sus empresas miembro demandando oportunidades tecnológicas sino que a veces incluso se convierten en oferentes tecnológicos, en especial en las tecnologías del conocimiento y en las de la la información y comunicaciones, por medio de cursos, seminarios y jornadas de difusión tecnológica.

Es evidente la enorme transcendencia de estas organizaciones empresariales sobre todo en el fomento de la cooperación e integración del sistema de innovación, así como en la sensibilización del tejido empresarial en realizar el cambio cultural, estratégico y estructural que facilite el cambio tecnológico de las empresas.

A resaltar la gran aportación que pueden ofrecer la creación de sectores de arrastre o clústers asociándose conjuntos de empresas interrelacionadas y ubicadas en una zona geográfica limitada que desarrollan actividades en áreas comunes o complementarias y que cuentan con el apoyo de servicios, formando entre si un sistema interactivo y solidario. Su formación hará incrementarse su capacidad de  crear sinergias que potenciaran la innovación tecnológica y sus  ventajas competitivas.

Actualmente existe una tendencia a definir los clústers o sectores de arrastre a partir de conocimientos, habilidades e información, que facilita la adopción de medidas de apoyo a la competitividad de manera mas correcta que cuando se aplican a según que materiales, productos o factores de producción.

Podemos, por tanto, formar clústers que fomenten el cambio estructural en la aplicación de las tecnologías del conocimiento y de la información y comunicación, de manera que incrementan la capacidad de comunicación del conocimiento actuando como un catalizador del progreso económico de las comunidades autonómicas o regiones en cuestión.